Secciones
Síguenos en:
Meluk le cuenta... (Empates: uno aburridor, otro milagroso y doloroso)
Camisetas de la Selección Colombia

Camisetas de la Selección Colombia

Foto:

Meluk le cuenta... (Empates: uno aburridor, otro milagroso y doloroso)

Colombia dominó, creó, generó y no logró el triunfo porque su ataque se atascó.

El 0-0 de Colombia contra Venezuela es aburridor. Debió ganarle a un equipo lleno de suplentes por un brote de covid que sufre desde la primera fecha, cuando perdió 3-0 con Brasil. A Venezuela, y diezmada, había que ganarle, y no se pudo.

Colombia dominó, creó, generó y no logró el triunfo porque su ataque se atascó: cuando tuvo genio e ingenio, le faltaron poder y eficacia de gol y en largos pasajes del segundo tiempo no hubo ni genio, ni ingenio ni sorpresa. Y cuando hubo ingenio, genio y remate a gol aparecieron las manos inmensas de Faríñez. El 0-0 sabe a poco para Colombia, que nombre por nombre era más.

Muriel y Zapata, el ataque indiscutido por su gran temporada en el Atalanta, aún no revienta. A veces les llega poco la bola, y cuando les llega, fallan. Tampoco pudieron Borja, luchador como Zapata; Díaz, expulsado, y Campaz... ¿Sí entró o lo imaginé?
Además, Colombia tuvo el chasís torcido: Cuadrado y Muñoz recargaron el juego abiertos por la derecha. Por la izquierda, por dentro, Cardona compensó en el primer tiempo.

Facebook
Twitter
Enviar
Linkedin
Colombia vs Venezuela
Acción del partido entre Colombia y Venezuela.

Foto: EFE
(Lea además: Así validó el VAR el gol de Edwin Cardona a Ecuador: los audios)

El DT Rueda sabía que este juego era clave y por eso alineó su titular. Ya la tiene y es de base la misma de Pékerman en el Mundial de Rusia y de Queiroz mientras duró: Ospina, Mina, Dávinson, Tesillo, Barrios, Uribe, Cuadrado, Muriel y Zapata.

Es claro que dominó terreno y pelota, pero eso ocurrió en gran medida porque Venezuela, consciente de su inferioridad, de su ropita de Cenicienta, fue ultraconservador: cinco defensas, cuatro volantes luchadores y un punta que retrocedía. Su táctica fue 11-0...

Quedarse en que Colombia no ganó por Faríñez es limitado. A esta Venezuela de suplentes había que ganarle: faltaron genio y gol. ¡Casi nada!

* * *

Increíble final en Ibagué, en el primer asalto por el título de la Liga. Para Millonarios, el inesperado empate en la última jugada del partido, en el minuto 95, con un jugador menos por la expulsión de su mejor futbolista (Arango), sin su goleador en el campo (Uribe, relevado) y sin su capitán (Macalister, retirado por lesión), es un verdadero milagro. Logró la paridad en un penalti bien detectado por el VAR por agarrón del brazo izquierdo a Valencia, reemplazo de Uribe. Justo.

Sigue bajando para encontrar más contenido

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.